INICIONOTICIAS ➤ La imagen del cachorro de oso polar que recuerda por qué no hay que tirar basura en la naturaleza

La imagen del cachorro de oso polar que recuerda por qué no hay que tirar basura en la naturaleza

La foto de la cría, que ha llevado durante al menos dos semanas una lata pegada a la boca, demuestra la complicada gestión de la basura en la naturaleza

Un cachorro de oso polar de un año en la isla rusa Wrangel, en el Ártico, se ha convertido en una señal de advertencia sobre las basuras generadas por los humanos. La semana pasada, The Siberian Times publicaba unas imágenes en las que se veía al cachorro con una lata de leche condensada pegada a la boca que le impidió comer durante al menos dos semanas. El oso fue descubierto a principios de este otoño por los guardas forestales mientras buscaba comida junto a su madre. Los bordes dentados de la lata se fijaron en la boca del cachorro probablemente mientras lamía el contenido de su interior y para extraer el bote los guardas tuvieron que sedar con dardos tranquilizantes tanto al pequeño oso como a su madre.

Alexander Gruzdev, jefe de la reserva natural de la isla Wrangel, explicó que el oso había extraído la lata del cubo de basura de un grupo de trabajadores que había sido contratado precisamente para limpiar la isla de residuos de la época soviética. Los guardabosques aseguran que el cachorro ya está bien y que continúan trabajando para retirar las toneladas de basura que hay todavía en la isla y que pueden dañar tanto a osos polares como al resto de animales salvajes de la reserva natural.

El jefe de la reserva también explicó que el caso pone de manifiesto el riesgo que supone para los animales salvajes la basura de los humanos.“Felizmente, todo ha terminado bien y esperamos que no haya más situaciones similares en el futuro”, señaló Gruzdev, aunque él mismo reconoció que ya se han producido casos similares en los que la basura afectó a la vida silvestre de la isla, como el caso de un zorro que quedó atrapado entre un montón de botellas mientras buscaba alimento. «Tenemos que recordar constantemente cuáles son las mejores maneras de deshacerse de la basura», concluyó Gruzdev.

 Fuente: El Pais



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *